La chica pájaro de Sandy Stark-McGinnis

December es una chica de 11 años con una vida muy dura. Abandonada por su madre ha vivido de familia en familia, de casa de acogida en casa de acogida, sin encajar en ninguna parte. December tiene como objetivo vital, convertirse en pájaro para poder volar. Un día, de la gran cicatriz que tiene en la espalda, surgirán unas preciosas y fuertes alas con las que conseguirá volar y huir de su vida.

Cuando December se transforme en pájaro, sus recuerdos se esfumarán. No recordará el sonido de la voz de su madre, ni los juguetes que tenía, ni los olores, ni la ropa que llevaba. Sus sentidos humanos desaparecerán. December no necesitará sus recuerdos humanos para vivir siendo un pájaro. p. 165

Escrita en primera persona, este libro nos narra su historia y su relación con Eleanor, su nueva madre adoptiva. Una mujer sensible y muy diferente. Defensora de los animales, pero al mismo tiempo taxidermista, amante de la naturaleza, cocinera. Esta relación está llena de altibajos, debido a las experiencias traumáticas que ha vivido la niña. La progresión de la relación está narrada de forma muy efectiva, con recursos dramáticos que justifican las reacciones de December y que nos va envolviendo y acercándonos a los sentimientos y emociones. Además conocerá a la que se convertirá en su mejor amiga: Cheryllyn. Un personaje que también ha sufrido cambios en su vida y que es rechazada en el colegio.

La historia de December es triste y al mismo tiempo esperanzadora. Los personajes están construidos con gran mimo y cuidado, son valientes y tienen sus heridas que han de sanar. Es uno de los aspectos más destacables de esta bella historia. Pero además, La chica pájaro trata muchos temas y lo hace de forma delicada, sutil pero profunda: el amor por la naturaleza, el acoso escolar, la identidad sexual, la personalidad y la aceptación por lo que se es y no por la apariencia, el cuidado de las personas, la familia, el compromiso, el miedo a ser dañado por el otro, el interés por el conocimiento científico, la imaginación.

La chica pájaro recoge frases y reflexiones, en una combinación de máximas vitales y filosóficas muy destacables:

A veces no decir toda la verdad es lo más sensato p. 18

Todos los seres vivos deberían gozar de la libertad de ser quienes son o lo que son. p. 81

Un bellísimo libro que trata fundamentalmente de la supervivencia, de cómo los humanos logramos vivir pese a todos los problemas. Y cómo la bondad y el respeto nos dan la vida.

La vida de los pájaros, como la de muchos animales, consiste en sobrevivir. Vuelan, migran, comen, ponen huevos, duermen. Los humanos somos animales. Nuestro principal objetivo es el mismo que el de los pájaros, pero, mientras migramos, dormimos y nos peleamos, también nos reímos, lloramos, hablamos, gritamos y nos hacemos sentir unos a otros felices o tristes. Nuestra supervivencia es mucho más complicada. Algunos tenemos una vida más fácil; otros, más enredada. Somos así, Somos Cheryllynn, o Eleanor, o yo. p. 179.

Y un canto a la naturaleza y a la libertad:

Creo que las aves son los animales más asombrosos del planeta. Lo que las distingue es su capacidad para volar por sí solas. p. 179

La escritora, Sandy Stark-McGinnis, vive en Estados Unidos. Es maestra y está convencida de que las historias fortalecen el corazón y nos hacen más sabios y valientes. Su preciosa historia así nos lo muestra.

Hasta la próxima lectura

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: